Bienvenidos a
Bodegas Jer.
conócenos

Legado familiar

A lo largo de los años, tres generaciones de viticultores hemos tomado las riendas de nuestra bodega, aprendiendo de nuestros padres y con el compromiso de dedicarnos con pasión a nuestra tierra.

Nuestros orígenes se remontan a 1954 cuando Javier Cantera Cañas edificó la primera bodega con capacidad para elaborar veinte mil litros de vino en Azofra, municipio enclavado en La Rioja Alta. Javier Cantera Corcuera, hijo, continuó el trabajo familiar y en el año 2.000 traslada parte de la maquinaria a una nave en Huércanos, a 10 km de Azofra, en la cuenca del río Yalde, dotada ya de más espacio e infraestructuras suficientes para realizar vinos de calidad y criar vinos en barricas, siendo el número exacto actual de barricas 524, creando la firma BODEGAS JER.

Hace 10 años, se incorpora a la firma Eva Cantera Rioja, nieta e hija quien colabora codo con codo en todos los quehaceres de bodega, añadiendo día a día nuevos conocimientos fruto del trabajo continuo y diverso que se genera en las tareas de elaboración y comercialización del vino.

En el 2019 hemos sido premiados como la mejor bodega de rosado de España en 2019 por New York International Wine Competition

 

Viñedo

Ubicadas en el Alto Najerilla, una tierra cuya tradición vinícola se remonta a los tiempos de la Edad Media, la familia trabaja uvas tempranillo, garnacha y viura. Este conjunto de colinas que se entrecruzan, laderas con orientaciones varias y terrazas ofrecen un territorio privilegiado para el cultivo de la vid.

Suelos

Nuestras viñas se asientan sobre suelos arcilloso-calcáreos de naturaleza aluvial con cantos rodados. Un terreno idóneo para las garnachas de viejos viñedos: pequeñas parcelas en terrenos límite en los que cepas casi centenarias se desarrollan para ofrecer cosechas de escasa producción, pero con uvas de gran estructura y complejidad.

Vinos jóvenes,
criados, garnachas...
descúbrelos

NUESTROS VINOS